¿Cómo mantener tus instalaciones de gas natural?

¿Cómo mantener tus instalaciones de gas natural?

El mantenimiento regular de nuestras instalaciones de gas natural ayuda mejorar su rendimiento y se extienda su vida útil. De allí radica la importancia de su cuidado continuo.

El gas natural es de lejos el combustible que más se utiliza en los sistemas de calefacción. Específicamente los dispositivos del hogar que más lo usan son las calderas, calentadores de agua y hornos de aire caliente.

Mantener en buen estado todo el sistema no es tan difícil, pues hay cosas que podemos hacer nosotros para ello. Sin embargo, hay elementos del cuidado que tienen que ser realizados por un técnico calificado, pues existe un cierto peligro si no se hace de la forma correcta.

Te dejamos aquí unos consejos para el cuidado de tus instalaciones de gas natural.

Recomendaciones generales para el cuidado de las instalaciones de gas natural

Hay algunas cosas que parecen obvias a la hora de hablar del cuidado de los dispositivos de gas natural. A pesar de ello, aquí te las nombraremos pues en ocasiones algunas de estas pueden pasarse por alto y ocasionar situaciones peligrosas.

  1. Evita usar cualquiera de los aparatos si estos presentan una llama de color naranja o amarilla, pues la del gas natural siempre debe ser color azul.
  2. Revisa constantemente las salidas de aire del aparato, debemos evitar cualquier bloqueo para que los gases de combustión puedan salir sin problemas.
  3. La concesión, el medidor, el tubo de escape y la toma de aire de las instalaciones exteriores siempre deben estar accesibles. Pues en caso de que estos se vean cubiertos por polvo, nieve, etc., poder removerlos. Ya que si lo dejamos así, podría ocasionarse una interrupción del suministro de gas o causar que el aparato trabaje de manera deficiente.
  4. Es esencial para cualquier aparato o instalación de gas natural un mantenimiento regular por parte de profesionales certificados. Un chequeo anual es lo mínimo para este tipo de cuidados.

Mantenimiento de los aparatos que usan gas natural

Así como todo lo que tiene que ver con las instalaciones, los aparatos que se conectan a esta también deben cuidarse. Aquí te presentamos los cuidados que puedes hacer por ti mismo de estos electrodomésticos.

Caldera de agua caliente

Además de los consejos que te daremos a continuación que puedes realizar por ti mismo, es recomendable realizar un cuidado anual de la caldera por parte de un profesional.

Dentro de este mantenimiento la revisión de los niveles de agua y aire, a cámara de combustión, el drenaje de agua, los controles de aguas de conducto, y las mediciones de eficiencia de combustión son vitales.

Mantenimiento que puedes realizar tú mismo:

  • Revisar las válvulas y bombas para detectar una fuga de agua.
  • Buscar puntos calientes en las paredes de la caldera, si está muy alta la temperatura quiere decir que está perdiendo calor.

Horno de aire caliente

Procura que un experto revise ocasionalmente la chimenea del horno tanto por dentro como por fuera. Esto ayuda a detectar signos de deterioro y corrosión. Asimismo, debe asegurarse que no esté obstruido el tubo de escape de gas.

Mantenimiento que puedes realizar tú mismo:

  • Eliminar los obstáculos de los conductos del retorno de aire frío. Esto permitirá que el aire circule libremente por la red de tuberías.
  • Limpia el filtro de aire del horno de manera regular. Esto va a garantizar una circulación de aire óptima.

Calentador de agua

Este es un aparato que debe ser revisado exclusivamente por un profesional, por lo que los consejos a continuación son para que te informes de lo que debe hacer el técnico, pero bajo ningún motivo debes hacerlo tú.

  • Drenado del calentador de agua una vez al año, para eliminar los depósitos en el fondo del tanque.
  • Reparar los grifos de agua con fugas e instalar aireadores.
  • Aislar tuberías de agua caliente, específicamente en las áreas sin calefacción.

Incluso puedes tener en cuenta estas recomendaciones si te dispones a hacer una reforma de tu casa o sólo de tu baño.

0 Comments